¿Qué era el Reino Nazarí de Granada?



El Reino Nazarí de Granada (s. XIII-XV) fue una formación política medieval que ha trascendido fronteras a lo largo de los siglos gracias a la gran herencia patrimonial que dejó, con La Alhambra como paradigma arquitectónico, sede política y residencial, a pesar de su reducida extensión territorial comparado con el mundo islámico de su época o con el que había abarcado siglos antes al-Andalus dentro de la península Ibérica, ocupando las actuales provincias de Granada, Málaga y Almería, junto con la zona meridional de la de Jaén y parte de Cádiz.

viernes, 24 de junio de 2016

Exposición temporal: el vidrio en la Alhambra

Esta exposición se mantendrá abierta de
forma gratuita hasta el 31 de marzo de 2017

La fragilidad del vidrio ha hecho que no se conserven apenas restos de estas piezas en los palacios de La Alhambra. No obstante, el número de ellos que han llegado representan un testimonio importante para dar a conocer la calidad técnica conseguida con el vidrio y la variedad de formas y usos que de él se hicieron.

El vidrio en La Alhambra fue utilizado en la elaboración de piezas de vajilla de mesa complementaria a la rica cerámica blanca, azul y dorada, aportando aún más valor y delicadeza en el resultado de las ceremonias y usos aúlicos. Por otro lado, el vidrio está presente también en piezas de uso personal y como complemento de elementos de adorno y joyería.

Durante estos últimos años, el Patronato de la Alhambra y Generalife está realizando una valiosa labor de catalogación y restauración de la Colección de Vidrio de los fondos del Museo de la Alhambra. Esta colección de vidrio es única, procedente de adquisiciones y de hallazgos arqueológicos y puede diferenciarse entre:
  • vidrio nazarí (por su aplicación, arquitectónico o doméstico)
  • vidrio moderno (por su aplicación, arquitectónico o doméstico)
  • vidrio oriental (doméstico)

Un dato muy interesante, tras el estudio de este material, será la identificación de piezas orientales que aparecen utilizadas bajo el reinado de la dinastía nazarí y que demuestran las relaciones culturales que existen con Egipto y otras áreas contemporáneas a los nazaríes. El vidrio también está presente en la arquitectura como cerramiento de los vanos con celosías, aportando un efecto de transparencia y reflejo de color que es usual en las catedrales góticas.

Así mismo, han llegado a nuestros días un número de tapaderas de vidrio que eran utilizadas a modo de protección y para mantener la temperatura en zafas, ataifores y ollitas y que guardan rasgos comunes: son gruesas, algunas incoloras -mientras que otras fueron coloreadas en violeta, verde, azul, melada- y todas están moldeadas reproduciendo dos tipos de decoraciones, bien nervios girados o decoración vegetal estilizada.

Tapadera en la exposición sobre el vidrio en el Museo de La Alhambra

Los vasos, por su parte, son unos elementos que más ejemplares han llegado a nuestros días. Todos fueron fabricados mediante el soplado en molde.  La obtención de objetos en molde con decoración muy marcadas, requiere cierto grosor en las piezas, lo que la diferencia de las fabricadas en soplado libre. Todos siguen el mismo esquema: muestran una forma cilíndrica y están decorados en relieve con un motivo que parte de la base y se desarrolla por todo el cuerpo. Predomina la decoración geométrica y vegetal. Eran pesados y no solían colorearse -conservando el tono natural del vidrio- posiblemente para ver el líquido de su interior.

Redoma de vidrio hallada en la calle San Miguel de Guadix
en 1991 y que se enmarca en época califal

Las redomas son otras piezas que toman el nombre de la cerámica, y se trata de unas jarritas de tamaño reducido en forma de pera, con asa y boca trilobulada o bien en boca de embudo. Un buen ejemplo es una redoma hallada en Guadix y que se encuentra también en la exposición del Museo de La Alhambra.

Los omones por su parte eran piezas utilizadas para perfumar las estancias, por ejemplo con agua de rosas, por lo que su boca suele ser muy estrecha y estilizada y no suele decorarse más que el cuerpo de la pieza. Los ejemplos son escasos y raro que se hayan conservado.

Pulseras de vidrio, bastante comunes y que se han encontrado en gran
cantidad en diferentes yacimientos de La Alhambra; suelen ser rizadas
con hilos de vidrio de diferente colores y que posiblemente se utilizaran
como amuletos por ejemplo para proteger a los bebes de enfermedades

Junto a estos objetos, se presentan otros que se exponen por primera vez al público en la exposición que lleva por nombre "El vidrio en La Alhambra" y que podrá verse gratuitamente desde el 18 de mayo de 2016 al 31 de marzo de 2017. 




No hay comentarios:

Publicar un comentario